¡Numeric News!

No se vosotros, pero nada mejor que terminar la semana haciendo un recuento de los momentos más significativos que hicieron de nuestra semana una para no echar al olvido. ¿Qué día fue mejor que otro? ¿Qué conversación tuvo más relevancia? ¿Qué hecho quedó grabado en tu mente durante estos 7 días? Esas respuestas se las dejamos a vosotros y a sus recuerdos, mientras tanto nosotros haremos un recuento de cosas que tal vez no conocías o si… y que vale la pena volver a recordar.

En el momento que vivimos, ¿Quién podría considerar una vida sin Internet? Aunque parezca una gran hazaña, hemos aprendido gracias a un informe publicado por el Instituto de Estudios Económicos (IEE) que hay más de 8 millones de españoles que NUNCA se han conectado ni han nisiquiera empleado algún servicio existente online. Aunque esta cifra nos parezca un poco “insólita”, hay que acotar que este porcentaje de “desconectados” se ha reducido a pasos agigantados en la última década. En 2006, mas de la mitad de los españoles vivía a espaldas de Internet, y aunque ahora sólo se reduce a menos de dos de cada 10 personas, nuestro país no sale bien posicionado al compararlo con nuestros hermanos europeos.

El caso es que a nivel europeo, el porcentaje de individuos que jamás ha cotilleado en sus redes sociales, visto videos en YouTube, o incluso leído una noticia en un periódico digital, es del 16%, situándose España por encima de la media con un 19%. Nos encontramos muy lejos de países más digitales como el Reino Unido donde su porcentaje es del 6% y Países bajos con sólo un 4% de personas que viven a espaldas a la red.

Otro hecho que vale la pena rescatar es que si eres de esas personas que hablan hasta con las piedras y adoras el entorno digital, te tenemos una absurda pero real recomendación. Descarga “Allo” y no necesitarás de que tu amigo te responda, o de que ese grupo de WhatsApp alguien diga algo, ya que de ahora en adelante podrás tener la posibilidad de entretenerte chateando sin tener con quien chatear.

Aunque pienses que es bastante triste esta perspectiva, Allo puede hacer bastante mas por ti que darte conversación, y en momentos cuando tus contactos te fallan, tus redes sociales no muestran nada interesante, y los cuatro juegos que tienes instalados no te hacen ya emoción, Allo estará ahí para escucharte y para ¡responderte! Dile a Allo que quieres jugar y te presentará cuatro categorías de juegos: juegos de chat, juegos de preguntas, juegos de dibujar y juegos clásicos.

Cambiando a temas un poco más relevantes , queremos destacar esta semana en un muy interesante artículo publicado por The Conversation, el hecho de cómo las matemáticas y los coches autónomos podrían acabar con los atascos. Y si, aunque es un tema que está de moda, esta nueva “revolución” del transporte, conseguimos aquí que a través de modelos matemáticos todas las situaciones de movilidad se pueden examinar de manera de encontrar una real solución para el tráfico infernal. Lorna Wilson nos explica que si los conductores se atuvieran a los límites de velocidad que se muestran en las autopistas, el tráfico circularía de forma constante, digamos 80 Km/h, por lo que nos plantea la interrogante: ¿Sería diferente si los coches sin conductores dominan nuestras carreteras?

Por esta razón esta autora cree que incorporar coches autónomos sin conductor a los modelos matemáticos de tráfico sería la clave para mejorar la circulación. Hoy en día es necesario tener en cuenta los numerosos imprevistos a la hora de programar un coche, por lo que creen que un sistema sin conductores humanos podría ser más fácil de modelar que su equivalente al tráfico conducido por nosotros, los desastrosos humanos.

Puede que en unos años este novedoso modelo de coches autónomos se haga eficiente de manera que haya menos coches en la calle y así los ordenadores tengan todo el control del tráfico. De ser así ya iremos viendo una nueva carnicería de qué fabricante sacará el mejor software para controlar el tráfico con el fin de asegurarnos que los coches vayan de un punto a otro en el menor tiempo posible.

Finalizamos esta breve ronda informativa con un tópico del cual está bien calentito hoy en día y son las próximas elecciones presidenciales en Estados Unidos. ¿Hillary? ¿Trump? El escenario no está tan claro como realmente quisiéramos pero a través de una herramienta se podría decidir estas polémicas elecciones. ¿De qué se trata? ¡Del Big Data! Y esto no es nueva historia, ya que hace cuatro años cuando Obama ganó las elecciones presidenciales con casi cuatro punto de diferencias ante Romney, gran parte de esta victoria fue fruto del uso del Big Data.

A través de una campaña basada en datos (data-driven) Obama consiguió a través de los resultados que le arrojó esto, mejorar su propuesta tomando como base las opiniones de la gente, como también segmentar a los votantes, conociéndolos y tratando de convencerlos de maneras más adecuadas. En 2016 nos encontramos ante dos fuerzas políticas que están siguiendo este modelo que sentó el equipo de Obama, sin embargo se han encontrado a un mayor flujo de datos debido a una mayor implantación de móviles.

Ahora la pregunta es ¿Cómo están haciendo uso de este Big Data tanto Hillary como Trump? Ya las encuestas públicas no se emplean por sus características muy cambiantes y mucho menos las telefónicas ya que han sido conscientes de que los millennials no están contestando el teléfono; en su lugar se están basando estos dos candidatos en el dato para tomar las decisiones, afirmando tener 400 dimensiones de media por votante. El resultado de todo esto son campañas más enfocadas a cada tipo de elector, y más interacciones  de los candidatos, o demasiadas en el caso de de Donald Trump, en sus redes sociales.

¿Sigues sin creer en el poder del Big Data? ¡Os recomendamos irle dando entrada así como lo hizo nuestro amigo Obama!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *